Funcionalidad Pintaderas.

Estas piezas, son llamadas pintaderas porque estudiosos de la talla del Dr. Verneau desde 1877 sostenían que se utilizaban para decorarse el cuerpo, impregnándolas con colorantes.

Otra teoría se basa en la utilización de estas piezas como sellos de marca individual o familiar.

Otra función aplicada a estas pintaderas es la finalidad mágico religiosa que le aplicaba Chil y Naranjo.

Las 3 teorías estuvieron presente desde el principio de hallarse las primeras pintaderas.

         FUNCION MAGICO RELIGIOSA.  

Para Chil y Naranjo no había duda de que los canarios conocíamos los elementos y las funciones que tenían ciertamente en la naturaleza (por ejemplo el suplicar al cielo para luego golpear el mar con ramas de árboles, para que el agua despertara se evaporara, y lloviera).

Para Chil esto supone que poseían la idea filosófica de la unión entre cielo, tierra y mar, Esta trilogía o trinidad, la representaban según Chil “con un triángulos embutidos en otro mayor, adornado de líneas rectas, que se halla perforada para llevarlo al cuello”.

Según sus palabras Chil veía al triangulo como un objeto de alta veneración, destacando la analogía con las figuras talladas en el santuario de las Harimaguadas.

          PINTURA CORPORAL

Para Verneau la teoría de Chil, falta totalmente de valor científico por basarse en trinidades y por el hecho de encontrarse pintaderas de formas diferentes al triangulo.

Verneau plantea la teoría de la pintura corporal basándose en datos de los cronistas como “la mayor parte de ellos tienen las caras labradas con diferentes dibujos, según el capricho y gusto de cada uno”.

En cuanto a la utilización de sellos, Verneau plantea que los objetos destinados a este uso, presentan una forma de base distinta, las pintaderas canarias por su base plana o ligeramente convexa dificultarían la impresión sobre las vasijas, además que exactamente los dibujos de las vasijas no coinciden con el de las pintaderas.

Una vez contradichas las otras teorías se centra Verneau en aportar su teoría, mucha parte de ella se basa en la similitud con las pintaderas mejicanas, Verneau plantea que las mas planas servían para pintar las superficies anchas del cuerpo, dorso y espalda, y las ligeramente convexas para lugares como brazos o frente,

     DIEGO RIPOCHE (pintura corporal).

Publica en París en 1902, el siguiente texto titulado “Las pintaderas de Europa, Canarias y América”, básicamente como contestación a la reaparición de planteamientos que discutían el uso de las pintaderas defendido por René Vernau, a estos planteamientos Ripoche los tilda de “explicaciones puramente hipotéticas”.

Ripoche tras los últimos hallazgos encuentra un argumento importante para rebatir una objeción importante. Los contrarios a su argumento planteaban que no podían atribuirse igual uso a las pintaderas canarias que a las encontradas en Abisinia o las utilizadas en la actualidad en algunos grupos de Venezuela por haberse fabricado en materiales tan diferentes como barro y madera. Pero al encontrarse piezas de madera, para Ripoche ya no existe esta objeción, ampliando que siendo tan iguales las pintaderas de madera que las de barro no se les puede aplicar distinto uso. Aportando Ripoche al respecto varias información de antiguos historiadores donde le dan este uso en numerosos pueblos antiguos de América.

                   Resumen de Ripoche:

1)   Las pintaderas se han encontrado en lugares, donde la gente tenía la costumbre de imprimirse dibujos en la piel.

2)   A veces, todavía contienen restos de materiales colorantes.

3)   Los antiguos historiadores señalan explícitamente el uso que nosotros les atribuimos.

4)   Aún las siguen utilizando las poblaciones modernas, que continúan fabricándolas. 

 SELLOS.

Jorge Marcy, profesor de la universidad de Argel en 1940 Plantea que la teoría de la pintura corporal, ha sido admitida por el valor de la persona que la realizó, más que por la consistencia de sus argumentos.

Las decoraciones corporales en el norte de África son aplicadas normalmente con la mano o valiéndose punzones,       Para Marcy la sociedad canaria había obtenido un grado de desarrollo suficiente para utilizar elementos como señal de propiedad.     

Sin embargo adaptando las palabras de los 2, normalmente el mismo objeto sirve para usos iguales, por lo que si está demostrado que se usaba para 2 cosas, habría que dar por función de las pintaderas, a la cultura con la que compartía una raíz común.

 CONCLUSIÓN

Según la teoría más admitida en la actualidad las pintaderas servían para marcar las distintas cámaras en las que estaba formado los graneros colectivos. El caso mas claro de este tipo de silos es él conocido como Cenobio de Valerón, estas cámaras estarían cerradas con unas puertas de madera encajadas entre sus paredes, al cerrarse se sellarían con un tocho de barro en el que se aplicaría el sello familiar para que quedara constancia a que grupo familiar pertenecía y además llevaría consigo la certeza de que el habitáculo no hubiera sido abierto. Este hecho justificaría la incorrección de la denominación de los Silos como Cenobio, con las connotaciones religiosas que lleva consigo esta palabra, en primera instancia se planteó la teoría de que era el sitio donde vivían las harimaguadas.

Según las crónicas de la conquista de Canarias encerraban estos frutos en las cuebas de riscos más altos para que se viese allí estar bien guardados i mas durables”.

Para Marcy esto justificada claramente el hecho de los restos de almagre encontrados en algunas piezas, como anécdota en este hecho las primeras pintaderas halladas fueron lavadas para exponerlas con mayor belleza, con el consiguiente perjuicio a la hora de clarificar muchas cuestiones en torno a su utilización.

Contenido perteneciente al proyecto CONOCELAS Y CREA, que cuenta con el apoyo de la Dirección General de Juventud, de la Consejería de Derechos Sociales, Igualdad, Diversidad y Juventud del Gobierno de Canarias y de la Fundación Canaria de Juventud Ideo.